Acidez y aceite de oliva virgen extra: todo lo que necesitas saber

Acidez y aceite de oliva virgen extra: todo lo que necesitas saber

No todos los aceites de oliva son iguales. Si estás leyendo esto, seguramente seas fan del aceite y ya lo sepas; porque solo con probar unos y otros ya te habrás dado cuenta. Sin embargo, más allá del sabor (¡que es muy importante!), hoy queremos hablarte de algo que hace que un aceite de oliva sea realmente diferente de otros: su nivel de acidez. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es la acidez del aceite de oliva?

Cuando hablamos de acidez del aceite de oliva, nos referimos básicamente a un indicador que nos dice cómo de fresca estaba la fruta a la hora de la recolección.

Si un aceite de oliva virgen se ha elaborado con aceitunas frescas y sanas, recogidas en su momento óptimo (ya sabéis, el envero, que es cuando recogemos nosotros); tendrá un nivel de acidez bajo.

Tipos de aceite de oliva según la acidez

La acidez es, además, el principal indicador para clasificar los diferentes tipos de aceite de oliva. Si siempre te has preguntado en qué se distinguen un virgen de un virgen extra, apunta:

  • Aceite de oliva. Si en la etiqueta encuentras este indicativo “sin apellidos”, quiere decir, que se ha obtenido a partir de mezclar el aceite de oliva refinado y aceites de oliva vírgenes. El Consejo Oléico Internacional establece que el nivel de máximo sea del 1%.
  • Aceite de oliva virgen. Damos un salto de calidad, ya que esta denominación deja claro que no es un aceite refinado y que su grado de acidez está entre el 0,8 y el 2%.
  • Aceite de oliva virgen extra. Debe tener una acidez máxima de 0,8%. Aquí está la diferencia principal entre un aceite virgen y un virgen extra.

Llegados a este punto, nos vamos a permitir la licencia de contaros algo que nos llena  de orgullo: nuestro AOVE presenta un máximo de un 0,2%. Un requisito de calidad que nos hace valedores del sello SIQEV de la asociación QvExtra! International; que nunca califica un aceite con una acidez por encima del 0,4%. 

¿Importa en el sabor?

Por todo lo que os hemos contado, podéis imaginar ya que este nivel de un aceite de oliva solo puede detectarse en el laboratorio mediante una prueba específica.

Aclaramos este punto porque entre la población existe cierta confusión sobre la acidez y el sabor del aceite. En contra de lo que se cree, estos dos conceptos no están relacionados.

Más adelante os contaremos quienes son los responsables del sabor de un AOVE, así que no te pierdas la última entrega de nuestro blog.